La importancia y el impacto que tiene el turismo en la economía de un territorio le ha dotado de suficiente entidad como para poder hablar de industria turística. Una industria que se fija como objetivo conocer y analizar qué factores son decisivos para incrementar su competitividad y evolucionar acorde a las necesidades que van marcando los nuevos consumidores.

El Gobierno de Aragón lidera, por segundo año consecutivo, el grupo de trabajo para el desarrollo de Turismo en el interior de España y presenta la segunda edición del congreso COMTUR: Congreso por la Competitividad del Turismo de España que tendrá lugar los días 25 y 26 de septiembre en  Zaragoza.

En esta segunda edición del congreso COMTUR 2014, la visión de la competitividad turística se focalizará sobre el consumidor y cómo éste vive y consume las experiencias turísticas. Se debatirá sobre el nuevo viajero que, con su estilo de vida y pautas de consumo, está provocando importantes transformaciones en la industria turística. Además el contexto económico mundial ha generado la aparición de la sociedad low-cost, una sociedad que consume sin voluntad de renunciar a la calidad y dando prioridad al precio. El sector turístico actual se encuentra frente a  grandes retos que son decisivos para la competitividad y el posicionamiento de España en un contexto de turismo internacional.

El congreso se estructura en tres bloques que bajo los títulos “”Wake up”, “Get Inspired” y “Get Ready” permitirá reflexionar sobre cuestiones como los segmentos emergentes y las tendencias en  turismo, los nuevos conceptos y modelos de negocio que están surgiendo y en cómo consumen y se relacionan actualmente los viajeros. La cultura, la historia, la gastronomía y los destinos son los principales valores que aporta España al turismo internacional y nacional. En COMTUR 2014 se abordará cómo se están creando productos turísticos con el objetivo de  atraer a un viajero que identifica a España como uno de los principales destinos del mundo.

Un objetivo que mantiene COMTUR 2014 respecto a la edición anterior es seguir trabajando en fortalecer los vínculos entre el sector privado y las Administraciones Públicas competentes en materia de turismo. Esta coordinación permitirá generar sinergias en la promoción de los destinos turísticos españoles tanto dentro como fuera del país. Unas relaciones que son imprescindibles fortalecer para consolidar el posicionamiento de España como destino turístico internacional.